Ingeniero de Diseño

Diseño Gráfico vs. Diseño Industrial

El mundo del diseño ha cobrado un gran protagonismo en los últimos tiempos y ha pasado a convertirse en un elemento clave y diferenciador de los productos y servicios que encontramos en el mercado. Sin embargo, a veces, tendemos a confundir los conceptos… Mientras que el diseño gráfico es la disciplina indicada para la creación de mensajes visuales, el diseño industrial abarca toda la actividad humana del proyecto del ítem en sí. Y es que, se trata de dos disciplinas integradas en lo que a packaging se refiere.

 

El contexto del packaging

Las áreas que comprenden este proceso de creación abarcan, como decíamos, dos ramas del diseño.  Concretamente, el diseño gráfico se refiere a todo el proceso relacionado con la transmisión de ideas por imágenes. Esto incluye desde el lenguaje visual hasta el diseño de marca.

En cambio, el diseño industrial tiene en cuenta otros factores encargados de determinar la estructura de un producto: dimensiones, peso, forma, textura, o incluso, densidad. Todo ello es importante para que el envase del producto sea el adecuado y no suponga ningún riesgo ni en su empaquetado, ni en el momento de su distribución y localización en cuanto a factores ambientales.

Perfiles profesionales

De igual manera, también son latentes las diferencias entre los profesionales que desempeñan sus funciones en sus respectivas áreas. Un diseñador gráfico se encarga especialmente del diseño bidimensional y del mensaje visual que quiere conseguir con él.

Entre su actividad también se encuentra la creación y actualización del logo empresarial, así como el respeto de los colores corporativos en sus proyectos. De todas formas, suele tener en cuenta la percepción del receptor para no dejar de lado el factor psicológico a la hora de representar las imágenes.

Por su parte, el diseñador industrial tiene el objetivo de cubrir las necesidades de la población a partir de la innovación de sus diseños basados en una metodología concreta. Por este motivo, es indispensable que un profesional que se dedique a esta rama del diseño tenga amplios conocimientos sobre los materiales y el ambiente en el que se van a encontrar.

Además, debe encargarse de todos los problemas funcionales y estéticos que puedan darse. Por tanto, como diseñador industrial estoy capacitado para crear, diseñar y gestionar proyectos para su posterior consumo, ya sea a nivel industrial o en serie.

Diseño multidisciplinar

Por otra parte, el diseño ofrece herramientas estrategia que sintetiza distintas ramas a la hora de ofrecer soluciones multidisciplinares en la resolución de problemas. Con ellas, los especialistas creativos, con dotes de liderazgo o de gestión conseguimos que un producto o servicio alcance los máximos niveles de eficiencia y eficacia a lo largo de toda su vida útil. La meta final: la excelencia en su conjunto.

¿Hacia dónde va el futuro del diseño?

El diseño abarca muchas más ramas. Tanto es así que como enseñanza reglada por las universidades, se ofrece como complemento adaptado a las distintas profesiones.

Eso sí, al igual que lo ha hecho el diseño web con el HTML5 como presente y futuro, este extenso campo seguirá creciendo a nivel multidisciplinar, dirigiéndose hacia proyectos relacionados con la Realidad Virtual y la Inteligencia Artificial. Nuevas ramas futuristas encargadas de avanzar y complicar el mundo artificial de tal manera que se hará necesaria una nueva formación, más específica, en no tanto tiempo…

www.000webhost.com